Administrar

MISCELANEA:LUIS RACIONERO Y EL CAPULLO DE JEREZ

jesusmc | 11 Octubre, 2009 12:13

MISCELÁNEA:LUIS RACIONERO Y EL CAPULLO DE JEREZ

        

Fui a mi librería habitual ,con decisión y amagando la mirada de la dependienta, le pedí que me encargara el libro de Luis Racionero:”Sobrevivir a un gran amor seis veces”. Que va por su tercera edición. Cuando la chica me miró, tuve esa sensación  de injustificado rubor que se tiene cuando uno compra el “Playboy” en un quiosco o preservativos en una farmacia. Vaya, vaya…

   El libro es muy divertido, recomendable y solo apto para hombres. Esconde secretos de la relación con el sexo contrario que ellas no deben conocer. La primera parte es un tratado sobre la condición humana y la segunda un ejemplario de los numerosos sucesos vividos por el escritor.

   Conocí a Luis Racionero en la UAB, yo era estudiante de Letras y él venía, con el seiscientos que aparece varias veces en el libro, desde Barcelona para hablarnos de sus experiencias en Berkeley y predicar sobre la contracultura americana. Mientras nuestros compañeros revolucionarios hacían un alto en la lucha para comerse el bocadillo de mortadela, unos pocos escogidos, nos quedábamos en el aula en ascético estado de contemplación escuchando la palabra del maestro que vestido con una mítica americana de terciopelo rojo con estrellitas plateadas se sentaba encima de la mesa sobre la que unas horas antes estaban los apuntes del catedrático sobre estructuralismo lingüístico o freudomarxismo, encendía una varita de incienso tibetano y nos hablaba de Lao Tse ,Watts, y otros atmanes. Desde entonces he seguido, con afecto cómplice, los sorprendentes giros y avatares por los que ha transcurrido su vida pública.

    El libro es una buena memoria personal de ese y otros momento de su vida a través de su experiencia amorosa que acaba, y eso no es desvelar el final de la película, con la frase siguiente: “El verdadero amor, el amor del bueno, es una paradoja: consiste en estar totalmente colgado de la pareja y ser a la vez, totalmente desinteresado. Bellísimo,¿no?, pero: ¿cómo se hace?”

    Este consejo final tiene el intenso aroma del perfume taoísta, el sabor del encuentro de contrarios y toda la sabiduría de un proverbio chino. Debo reprochar a Luis Racionero que no haya sabido darse cuenta que la respuesta a su pregunta se encuentra dada por él mismo en su libro. Este olvido, se parece al viejo cuento que narra la historia de un hombre que se lamentaba  de su mala fortuna cuando sin embargo llevaba cosido en un pliegue de su vestido, un maravilloso brillante. La respuesta a la paradoja sobre el verdadero amor se encuentra en el propio libro de Luis Racionero, cuando dice:.…....con la actitud del ser liberado que no exige ni desea nada de las cosas, solo espera que se manifiesten como ellas son  y se desarrollen como les plazca, con el deleite de flores abriéndose al sol de la mañana” (p.76).

En la vida  todo se manifiesta de un modo armonioso en la que la verdad y la mentira , el amor y el desamor van siempre juntos, como la luz y la oscuridad y eso lo sabe bien  hasta el cantante hondo “El Capullo de Jerez” quien en acertado estribillo canta:

La vida es una mentira. La vida es una mentira. Apágame la luz, enciéndeme la luz. Canto con el corazón , canto para ti. La vida es una mentir. Apágame la luz, enciéndeme la luz.

 

comentarios

Añadir comentario
Para evitar el spam, no se permite escribir http en los comentarios.
 
Powered by Life Type - Design by BalearWeb - Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS